El embarazo constituye un periodo completamente normal de la mujer, en el cual su cuerpo sufre una serie importante de cambios físicos y psicológicos a lo largo de más de 9 meses.

La mujer embarazada que tiene un embarazado bien controlado y sin la presencia de ninguna complicación puede realizar actividad física leve de forma habitual.

Un aspecto a tener en cuenta, que la mujer embarazada puede realizar actividad física aeróbica como caminar y una rutina en el gimnasio si previamente la realizaba. El embarazado no es un periodo de la vida de la mujer para comenzar a realizar actividad física o la práctica de un deporte.

La rutina en el gimnasio debe ser ajustada por el profesor y debe ser de bajo impacto, que implique poco esfuerzo, disminuyendo el número de repeticiones y el peso de cada movimiento.

La práctica de deportes si está contraindicada luego de los 4 meses de embarazado, el mismo se podrá retomar a las 4 semanas posteriores al parto.

En algunas mujeres el médico podrá indicar reposo, motivo por el cual no pueden realizar ningún tipo de actividad física. Cumplir la indicación del médico permitirá lograr un embarazado de término.